PROGRAMA CÁRITAS

Colaboramos con su programa de Empleo en España, así como en diferentes iniciativas sociales de la entidad en Bangladés y Camboya.

Nuestra colaboración con Cáritas en materia de empleo en España se inició en 2011 y se ha consolidado como una referencia en la mejora de la empleabilidad y la inserción laboral de personas en riesgo de exclusión social. Su enfoque holístico –que contempla acciones de formación para la inserción laboral, iniciativas de economía social y autoempleo, y planes de formación en el puesto de trabajo– ha permitido integrar laboralmente a más de 1.450 personas y formar a más de 3.500 personas en situación de extrema vulnerabilidad.

En el periodo 2017–2019, este Programa de Empleo tiene una dotación de 5 millones de euros y prevé apoyar casi 600 acciones formativas para permitir el aprendizaje o mejora de un oficio, con prácticas que mejoran la tasa de inserción. Este programa aspira, además, a seguir fomentando la creación y consolidación de empresas de Economía Social en sectores como el turismo, las artes gráficas, la restauración o la agricultura ecológica, entre otros. 

Atención a los más necesitados 

También colaboramos con Cáritas en una amplia variedad de iniciativas sociales en Bangladés y Camboya desde 2008. Recientemente, hemos renovado esta cooperación hasta 2019 con una contribución de 2,4 millones de euros.

Ayudamos a los habitantes de Bangladés a estar preparados ante los efectos de inundaciones y sequías. Hemos organizado programas de formación en gestión de riesgos, en construcción de refugios para proteger al ganado en caso de lluvias torrenciales y en el desarrollo de canales y diques para aliviar los efectos de las sequías. Con otras iniciativas apoyamos a las comunidades menos privilegiadas del ámbito rural y los suburbios urbanos a través de la salud, la educación y la empleabilidad.

Además, garantizamos el cuidado y la escolarización de los hijos de las trabajadoras del sector textil del país para que puedan aportar ingresos a la unidad familiar.

Nuestra aportación en Camboya se ha destinado a intentar incrementar los niveles salariales, reforzar las cooperativas ganaderas, mejorar el acceso a cuidados sanitarios, promover la vacunación, controlar la nutrición en la infancia, y concienciar respecto al cuidado en los embarazos y la salud de los niños. Mediante nuestro nuevo acuerdo también prestaremos una atención especial a los más necesitados –particularmente en las zonas rurales deprimidas–,  familias en extrema pobreza, enfermos de SIDA y personas con discapacidad.